Tú solo no puedes. Tu madre, sí

¿Os acordáis que el viernes pasado os pedí que le echárais un “Me Gusta” a Jorge para que pudiera ganar una camiseta ochentera?

Le dimos un empujoncillo bueno entre todos, ayer lo miré y había conseguido superar a su más directa competidora, la niña con pose a lo Clint Eastwood. 74 votos tenía ayer por la noche. Y estaba toda orgullosa, yo, más feliz que una perdiz.

Y mi señora madre que lo vio, dijo, “Hombre, ¿a Jorge no le voy a ayudar yo a que gane su camiseta? ¡Anda que no!” Y se puso manos a la obra.

A ver cómo os cuento yo esto… A mí me pagan por hacer para las empresas que me contratan casi-casi lo mismo que mi madre hace GRATIS por un amigo. Y a ella se le da mejor, los resultados saltan a la vista.

Si buscan un experto en social media, contraten a mi madre. Mientras tanto, yo voy a ir metiendo la cabeza en el water hasta que se me pase la vergüenza.

 

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 325 suscriptores