“Si mandas fotos desnuda, sabes a lo que te expones”

Año 2016. Machote enseña a sus amigos fotos de chicas desnudas que estas le han enviado a él en confianza y en el contexto de una relación íntima (ligue, pareja, follamigos, whatever). Por lo tanto, este machote está traicionando la confianza que esas mujeres, en un momento determinado, pusieron en él y utilizando a esas chicas como trofeos de caza para reafirmar sus masculinidad frente a otros hombres. Algunas de esas chicas se enteran de la situación y reaccionan dolidas y denunciándolo públicamente.

¿Qué creéis que ha ocurrido a continuación?

Exacto. Un montón de gente diciéndoles a estas chicas que son estúpidas por mandar fotos desnudas, que si no quieren que estas cosas pasen que no lo hagan, que hay que tener cuidado con a quien se le mandan estas cosas y que a ver si aprenden para la próxima ocasión.

Ahá. Bien. Comprendo.

Entre vuestros própositos de año nuevo, veo que no incluisteis desterrar el victim blaming, ¿verdad? OK.

No, esta vez no os voy a dar la charla con que a estas alturas ya deberíais tener claro lo que implica culpabilizar a la víctima en lugar de a quien ha cometido el delito contra la intimidad. No, tampoco os voy a contar por enésima vez que seguir esa lógica de “si no quieres ser víctima de un delito, no provoques que suceda” nos lleva a “si no quieres que te violen no salgas de casa”. Tampoco.

Por una vez y sin que sirva de precedente, vamos a asumir que tenéis razón y que “es de sentido común” que si no quieres que tus fotos desnuda se hagan públicas lo que debes hacer para empezar es no mandarlas. OK.

Si te haces fotos desnuda y se las mandas a un tío, te arriesgas a que ese tío comparta tus fotos y se acaben haciendo públicas. Sabes a lo que te expones. Si no quieres que vean tus fotos desnuda, no las mandes.

Traducción: NO TE PUEDES FIAR DE LOS TÍOS.

Está bien que lo dejéis bien claro, porque luego todo son lloros de pobres hombres generalizados injustamente, #NotAllMen y blablabla. Según parece tenéis bastante claro que “es de sentido común” que no se puede confiar en los hombres, y que si confías en ellos te expones a ser víctima de un delito. Pensaba que eso de que todos los hombres son delincuentes sexuales en potencia era algo que solo decían las feminazis locas radicales resentidas odiapenes, y me sorprende ver lo claro que lo tenéis, ya que al parecer “es de sentido común” que si confías en un hombre, te la puede jugar y tienes altas probabilidades de acabar siendo víctima de un delito.

Según parece, hay que ser idiota para confiar en un hombre si todo el mundo sabe que son vengativos. Ni siquiera en tu pareja puedes confiar, luego cortáis y te joden la vida. De verdad que yo pensaba que estas ideas eran propias de hembristas odiahombres, pero se ve que es algo de sentido común. Lo que es la vida…

 

Así que ya sabéis, chicas: si no queréis ser víctimas de un delito, no confiéis en los hombres.

Actualización: me dicen por el pinganillo que lo de que publiquen fotos tuyas en pelotas es algo que le puede pasar tanto a hombres como a mujeres. Tal vez sí, pero cuando se trata de mujeres hay literalmente más de UN MILLÓN de webs ganando dinero con ello, por no mencionar que son las mujeres quienes quedan estigmatizadas socialmente. Que a estas alturas tengamos que recordar algo tan básico es de vergüenza ajena.

 

 

¿Tienes algo que comentar?

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 228 suscriptores

  36 comments for ““Si mandas fotos desnuda, sabes a lo que te expones”

  1. 4 enero, 2016 at 15:17

    Es curioso a qué conclusiones tan sencillas y reveladoras se llega analizando cosas que hemos dado por sentadas durante años.

  2. Robert
    4 enero, 2016 at 16:28

    Brillante… aunque los machotes lloricas tampoco se quedan cortos, hay que reconocérselo; o bien “si es que vas por ahí enseñando cacha”, o bien “estás generalizando y metiéndonos a todos en el mismo saco”, double win!

  3. Social
    4 enero, 2016 at 16:48

    Estoy de acuerdo en el momento que publicas que no hay que culpabilizar a la víctima y sí al agresor, pero me parece bastante denigrante la generalización que realizas al final del texto. Me sorprendre que también en siglo XXI, al igual que se culpabiliza a la víctima, se generalize. Entonces, viendo tu última frase, no existimos hombres los cuales se puede depositar confianza? Nunca has topado con ninguno que te lo haya demostrado? Puede que ese sea un gran problema de la sociedad, generalizar que todos somos iguales en vez de dedicar un enriquezidor período de tiempo a conocer a las personas. Porque, cambiando drasticamente de tema, todos los catalanes somos “puño cerrado” o, yendo más lejos, todos los españoles somos causantes de la conquista de Amèrica y de las opresiones que sufrieron aquellos países?

    • 4 enero, 2016 at 16:55

      Perdona, *Raul*, pero no soy yo quien piensa así, sino que ese la conclusión lógica de quienes practican el victim blaming.

      Desde el momento en que nos recomiendan que no lo hagamos porque no podemos fiarnos de los hombres, son esas personas que así nos aconsejan quienes nos transmiten el mensaje de que los hombres no son de fiar.

      Si es “de sentido común”, a mí no me eches la culpa por la generalización. Haber elegido muerte.

      • Ana
        5 enero, 2016 at 0:28

        El feminismo tiene un enorme valor: hacer visible lo invisible, es decir, toda la gama de represiones y opresiones que el capitalismo patriarcal, a menudo bajo la figura del “hombre”, ejerce sobre la mujer.
        No obstante, como de costumbre cae en una sobresimplificación del problema y ya sabemos a dónde nos lleva este tipo de lecturas simplificadoras de la realidad. La lectura en clave de género de la opresión sin hacer alusión a la estructura biopolítica y económica del asunto, obviando al mismo tiempo la estructura de clases que sustenta y reproduce esa represión, es caer en un discurso reaccionario y colaborador con el sistema. Textos como este, superficiales, victimistas y simplistas hacen un flaco favor a la gente que luchamos por un mundo más justo, diverso e igualitario compuesto por personas responsables. Es una obviedad que el que publica fotos privadas está cometiendo un delito y, sobre todo, una falta de respeto, de tacto, de decoro y de amor hacia otra persona y que es preso (al mismo tiempo que verdugo) de patrones machistas. No obstante, extraer de esto una moraleja tan profundamente reaccionaria (recordemos que estamos hablando del 50% del resto de la población, en la que se encuentran, por cierto, hombres-niños, hombres-adolescentes, hombres-ancianos, hombres-cuidadores, hombres-padres, hombres-tíos, hombres-hijos: nuestros padres, nuestros abuelos, nuestros sobrinos, etc) dice mucho la banalidad en el que está instalado un cierto feminismo (hay otro, el feminismo comunitario, el decrecentista, el anarquista, que sí tiene algo que decir) institucional, progresista y de cosmpolitan, muy subvencionado y por supuesto tan dogmático y sectario como la izquierda a la que ha venido culturalemente a sustituir.
        Por favor, a las que luchamos por conseguir un mundo mejor, no hagáis política desde las lágrimas de cocodrilo. No las necesitamos. Necesitamos ser responsables y tejer relaciones de apoyo mutuo con hombres y mujeres que quieran hacer nuestro mismo camino.
        Lo demás es secta, dogma y cosmopolitan.

      • 5 enero, 2016 at 9:03

        ¡Mi primer flaco favor del 2016! ¡Feliz Año Nuevo!

        ___________
        | FLACO |
        | FAVOR |
        | CHUPITO |
        |___ _______|
        (\__/) ||
        (•ㅅ•) ||
        /   づ

      • Ana
        5 enero, 2016 at 11:07

        Ese es el nivel: se os hace una crítica y la típica respuesta de superioridad moral tan típica, por supuesto, a la izquierda dogmática.
        Efectivamente, no tenéis nada que decir.
        Os recomiendo cualquier texto de Yayo Herrero, Julieta Paredes, Tania Galvez o Prado Esteban en lugar de estos textos de cosmopolitan y de chupitos.

      • 5 enero, 2016 at 11:10

        Jajajajajaja quien ha venido con aires de superioridad moral desde el minuto cero has sido tú, quien ha venido a decirnos cómo hacer el feminismo BIEN has sido tú, quien ha mencionado el “flaco favor” has sido tú. No te sorprendas si recoges lo que siembras.

        Siento si tu ego se ha resentido porque pensabas que estabas haciendo una crítica original.

      • nika
        9 enero, 2016 at 10:48

        No sé por qué a algunos les cuesta tanto pillar el sarcasmo de la conclusión.

        Me ha encantado tanto tu forma de escribir como el mensaje, ¡gracias por el buen rato!.

    • ash
      4 enero, 2016 at 19:49

      Social machirulo detected !

  4. 4 enero, 2016 at 19:39

    Brillante. No puede estar mejor explicado.

  5. 4 enero, 2016 at 20:24

    Solo una puntualización, no se puede confiar en NADIE, solo en los machos.

    • 5 enero, 2016 at 9:03

      Muy bien, solo que en este caso concreto resulta que las traicionadas y encima tratadas de idiotas son mujeres, y quienes traicionan son hombres.

      Que seguramente sea casualidad PERO.

  6. Yo
    5 enero, 2016 at 3:24

    Te iba a decir “y quién te dice que ‘selfie nudes’ se refiere sólo a desnudos femeninos?” y ese “females only” del segundo resultado me ha reventado en la boca.

    Aún así… son un millón de resultados, no necesariamente un millón de webs que ganan dinero. Incluso esas webs que ganan dinero pueden haber obtenido las fotos legítimamente. Si una persona quiere ganar dinero con su imagen ¿quién es nadie para criticarle?

    Para terminar con tu argumento inicial, “no todos los hombres” piensan que “si mandas fotos desnuda y te traicionan, es culpa tuya”. Estás generalizando. Así que no, no todos los hombres piensan que todos los hombres son delincuentes en potencia.

    • 5 enero, 2016 at 9:01

      Dos palabras: Olvido Hormigos.

      En cuanto al segundo punto sobre la generalización, no me pidas explicaciones a mí: pídeselas a quien les dice a las mujeres traicionadas que son idiotas por confiar en los hombres.

      • Yo
        5 enero, 2016 at 10:49

        Sobre el segundo punto… touché. Esa gente se retrata.

        Sobre tus dos palabras… me ha costado entenderlo. Bueno, sigo sin entender a qué te refieres. Cuando me he dado cuenta de que era una persona, la he ‘gugleado’, he leído un poco su historia y he alucinado otro poco. Pero no sé a dónde quieres ir a parar.

        Sea como sea, y sin quitar un ápice de razón a tu argumento, matizaría esa sensación que transmite el artículo de que eso de enseñar las fotos de desnudos es algo que sólo hacen los hombres con sus parejas. Conozco varios casos de mujeres que mostraban sin ningún reparo y entre burlas fotos que sus parejas masculinas les habían mandado en confianza. No dudo de que estaremos de acuerdo en que es despreciable lo haga quien lo haga.

        Y en cuanto a lo de que son ellas las que quedan estigmatizadas… pues para hacérselo mirar. Si la sociedad (compuesta por mujeres y hombres) estigmatiza a alguien por esto, es que tenemos mucho que mejorar. Y ellos también quedan estigmatizados. Imagina un maestro del que se difundieran fotos íntimas. Como mínimo quedaría en peligro su puesto de trabajo, por pervertido y cuasipedófilo. No sería la primera vez que pasa.

        De hecho, uno de los casos que mencionaba antes, es el de una joven que le enseñaba una foto de su ‘ex’ a su nuevo ¿novio? para demostrarle lo “cerdo” que era el anterior (“¿cómo se atreve a mandarme algo así?”). Foto que, como más tarde supo, le había mandado el ‘ex’ a ella después de que ésta le enviara varias suyas de este estilo, presionándole para que él también lo hiciera. ¿Cómo lo supo el nuevo? Porque a él le intentó hacer lo mismo, salvo que fue lo suficientemente inteligente de no caer en esa trampa, consciente del poder sobre él que le habría dado a ella de haberle mandado una foto suya así.

        Y con esto termino el cotilleo, que considero impropio, pero espero sirva, no para generalizar, sino para mostrar que en todas partes cuecen habas. No caigamos en el maniqueísmo de hablar de que “todos los miembros de este colectivo son buenos y todos los de este otro malos”. Si lo hiciéramos, estaríamos dando la razón a quienes sostienen que “machirulos = feminazis”, dos caras de una misma moneda.

        Un saludo y gracias por tus bien expuestos y redactados argumentos,

        Yo

      • 5 enero, 2016 at 11:20

        Bueno, sobre lo de Olvido Hormigos, pensé que era mainstream y no necesitaba explicación. El resumen es que le envió un vídeo suyo masturbándose a su amante, este lo subió a una de esas webs y de ahí lo vio toda España. Era concejala de un pueblo pequeño y fue tal el revuelo que tuvo que dimitir, quedando ella como una puta y su marido como un pobre hombre cornudo.

        Sobre el estigma que representa el sexo para las mujeres, en fin, no pensaba que a estas alturas tuviera que explicar todavía como ellas quedas retratadas de putas mientras que ellos son unos machotes cuando se publica un vídeo porno sin consentimiento de una de las partes (o de las dos). Es un hecho que a quien le jode la vida es a ella. Conocidos son los casos de adolescentes violadas en fiestas que acaban en suicidio cuando se publican las fotos de la violación. Así que por favor, un poquito de honestidad intelectual.

        Y añado: ¿sabes cuántas fotopollas no solicitadas recibe una mujer, cualquiera, que publique selfies en instagram?

      • Ana
        5 enero, 2016 at 14:12

        Totalmente, de acuerdo. Creo que das en el clavo. Evidentemente, hay una represión estructural que se ejerce especialmente sobre la mujer (aunque me atrevería decir a todo lo que puede representar la feminidad -aunque es un punto discutible-) pero en la vida se dan complejas relaciones de poder que van más allá de una cuestión biológica, que, sin dejar de ser de género, tiene que ver más con la psique, el carácter y el (in)consciente colectivo. Si no se trabaja estructuramente, nos encontramos sin vías de escape en esta sociedad de la represión de los afectos y de la libertad individual.
        La autora no habla tampoco de los réditos que el robado aportó posteriormente Olvido Hormigos que como víctima (lo digo sin un ánimo de ironía) inicio un camino hacia la auto-cosificación que todavía no ha terminado. Otro punto de sobresimplificación del “feminismo” (otra vez perdón”) de cosmopolitan de la autora.

      • 5 enero, 2016 at 14:15

        Y otro punto que todavía no has entendido y por eso te parece sobresimplificación, pero sigue a tu ritmo, no te cortes.

      • Nocuela
        25 enero, 2016 at 10:06

        Anarcomacho detectado XD

      • Yo
        5 enero, 2016 at 13:03

        ¿En serio? ¡¡Eso es terrible!! ¿De verdad han ocurrido esos suicidios? No me lo puedo creer, ¿puedes copiar un enlace a alguna noticia? No hay calificativos para definirlo.

        Lo de que ellos quedan de machotes… está claro que vivimos en países distintos. Insisto en que no son uno ni dos los casos en los que un maestro ha perdido su trabajo, la posibilidad de encontrarlo en otros centros y ha recibido el desprecio social por haberse hecho públicas fotos que envió a una mujer “de las que no te puedes fiar”. Si eso no es “joderle la vida”…

        Sea como sea, todo esto acabaría -para unos y otras- si realmente empezáramos ya de una vez a ver el propio cuerpo con la naturalidad que merece. Obviamente nadie debe estar obligado a mostrarlo sin consentimiento, pero más importante me parece que nadie tenga que soportar ni la más mínima burla ni la más trágica consecuencia por mostrarlo. ¿Qué somos? ¿Fanáticos teócratas? De verdad que a veces no me parece estar en el año 2016.

        Sobre tu añadido… No estarás insinuando que “si mandas una ‘fotopolla’ te atengas a las consecuencias, ¿verdad?” Que no te puedes fiar de las mujeres y que si lo haces “sabes a lo que te expones”. No, seguro que no te refieres a eso. No más ‘victim blaming’, por favor.

      • 5 enero, 2016 at 14:46

        Rehtaeh Parsons, de 17 años (Hallifax, Canadá). Se suicidó tras soportar dos años de presiones y burlas por la divulgación en Internet de fotos de una violación que sufrió dos años antes.
        http://www.elespectador.com/noticias/elmundo/detienen-dos-jovenes-caso-llevo-al-suicidio-adolescente-articulo-439001

        Audrie Pott, 15 años (Santa Clara, California). Violada por tres estudiantes mientras dormía en una cama por haber bebido demasiado en una fiesta en Setiembre del 2012. Cuando despertó vio que tenía frases escritas en su cuerpo que la llevaron a enterarse de la violación. Después de violarla, sus atacantes, de 15 y 16 años también colgaron las fotos del acto en internet y las compartieron con otros estudiantes y compañeros
        http://diariocorreo.pe/mundo/menor-se-suicida-luego-que-fotos-de-su-viola-102822/

        Podría seguir pero tengo que entrar a la oficina.

      • Yo
        5 enero, 2016 at 15:05

        Lamentable. Vergonzoso. Cualquier cosa que diga se queda corta.
        No hace falta que sigas… ojalá no existiera ningún enlace más.

  7. 5 enero, 2016 at 12:59

    Me encanta, como siempre 😉

  8. Ana
    5 enero, 2016 at 13:51

    Yo no te he dicho cómo hacer tu “feminismo”, he dicho que hay un feminismo muy interesante, y “otro” (por decir algo, por que es un insulto al feminismo) como el tuyo en el que te parapetas para soltar un discurso de género profundamente reaccionario, por ser esencialmente biologista. Hombre, malo, mujer, buena… ¿pero esto es serio o qué?. Qué me dices del colaboracionismo de muchas mujeres en la represión de otras mujeres. O de todas las mujeres que viven ricamente al lado de los hombres-represores o de todas aquellas féminas que se identifican con el opresor y no el oprimido? No existen porque el mal es el género masculino. El mal no es el hombre sino la dominación, la desigualdad, la violencia y la estructura capitalista de familia nuclear-patriarcal que ha dado lugar a sujetos profundamente dañados psicológicamente…

    En lugar de responder a mis críticas te quedas en las coletillas infantiloides de los lugares comunes, los apodos y todo el argumentario que las “feministas de cosmompolitan” (perdón por lo de feminista, porque no lo eres ni de palo). En fin, una reaccionaria.

    • 5 enero, 2016 at 14:08

      Respondería a tus críticas, pero es más entretenido ver cómo tú solita te peleas con un hombre de paja.

      hombre, malo, mujer buena“.

      Si eso es lo que has entendido del texto, buena suerte para ir por el mundo con esa pose de superioridad. Te va a hacer falta.

      • Alarkana
        5 enero, 2016 at 20:13

        Muy buena respuesta, Jessica!

  9. 5 enero, 2016 at 19:07

    Como feminista anticapitalista de izquierdas ecologista intelectual activista… ¡ME HA ENCANTADO TU ARTÍCULO Jessica Fillol!

    Un poco de sarcasmo y sentido del humor inteligente hacen mucha falta. Me parece agudo y divertdio tu artículo y un ¡zas! en toda la boca que pienso aplicar el próximo fin de semana. Si lo hubieras escrito antes me habrías salvado la conversación del domingo noche en que 4 machirulos y una machirula casi me agreden (literalmente) cuando me confesé feminista e intenté razonar que feminismo y machismo no son caras de una misma moneda y que no es verdad que la ley de violencia de género sirve para que las mujeres vivan como quieren mientras pobres novios inocentes son encerrados en calabozos solo por discutir con sus novias a gritos en la calle y no sé cuántas barbaridades más…

    Me has dado un argumento superpotente Jessica, no puedo más que darte las gracias. Y por favor, un poquito de humor, que no vamos a cambiar más rápido el mundo por estar amargadxs y reaccionar como el timbre de la puerta a la mínima de cambio. Relax…

  10. 8 enero, 2016 at 21:35

    Soy hombre y estoy de acuerdo con lo que dices. No te puedes fiar de los tios.

    En el mundo machista, el listo es el que se aprovecha de los demás. Si tu le prestas a alguien dinero y este no te lo devuelve, el tonto eres tu por haberle prestado dinero. Si tu confías en alguien y ese alguien traiciona tu confianza, tu eres el tonto. Es una cuestión de control.

    Así que, si, tienes razón. No te puedes fiar de los tios. Y lo del sexting y lo de intercambiar fotos desnudas es un peligro.

Si continúas navegando, entenderé que confirmas el uso de cookies. Más información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close