Cultura de la violación y San Fermines

Por si alguno de mis lectores ha vivido toda esta última semana en una cueva sin televisión, radio, prensa ni conexión a internet, os pongo en antecedentes (click en las fotos para ir a la noticia):

 

detenidos

5 arrestados 10 de julio

 

Ahora que ya tenemos claro lo sucedido, veamos cómo ilustran estas noticias en redes sociales varios medios:

 

CmxXQ1iW8AAcGv9 CmxXQHRWYAAkqQQ CmxXRY6WYAARsbH

 

 

Lo veis, ¿verdad? Hablamos de agresiones sexuales, de violaciones… y los medios ilustran la noticia con chicas de fiesta y pasándoselo genial, rodeadas de hombres, entre alcohol y risas y mostrando sus pechos. El mensaje subyacente es:

ES QUE VAN PROVOCANDO: SE EMBORRACHAN, ENSEÑAN LAS TETAS Y LUEGO ENCIMA SE QUEJAN DE QUE LAS VIOLAN.

Es que van provocando.

Claro, si provocan, ¿pues qué quieres?

Los hombres no pueden controlarse, y si los provocas enseñando las tetas y emborrachándote… pues hija, normal.

Normal que te violen, si les provocas…

Normal que te violen, ven una tía borracha enseñando las tetas y no pueden contenerse…

provocadoras

 

… A ver… Espera … Un momento… ¿Qué me estás contando? ¿Que todos los hombre son violadores en potencia? ¿Que son como animales que no pueden contener su instinto cuando ven una teta?

¡Qué dices, feminazi! ¡La cultura de la violación no existe!

Ya. Sí. Claro. Comprendo.

Si hay hombres a quienes la visión de un par de tetas les resulta tan sumamente provocadora que no pueden evitar la tentación de tocarlas, de agredir a su propietaria, incluso de violar… no deberían estar en los sanfermines: deberían estar detenidos. Por su seguridad y la del resto de mujeres a su alcance. ¡Imagínate a esos hombres que no pueden evitar la tentación de tocar unas tetas sin permiso, en la playa por ejemplo, rodeados de mujeres haciendo top-less! Imposible para ellos, son un peligro.

 

sanfermines1

Revellers celebrate the start of the San Fermin festival in Pamplona July 6, 2013.The beginning of the festival, known as the Chupinazo, was postponed for 20 minutes while authorities removed a Basque flag hanging in front of the town hall. The annual San Fermin festival, famous for the running of the bulls event, started on Saturday and runs until July 14. REUTERS/Eloy Alonso (SPAIN - Tags: SOCIETY) TEMPLATE OUT
Revellers celebrate the start of the San Fermin festival in Pamplona July 6, 2013.The beginning of the festival, known as the Chupinazo, was postponed for 20 minutes while authorities removed a Basque flag hanging in front of the town hall. The annual San Fermin festival, famous for the running of the bulls event, started on Saturday and runs until July 14. REUTERS/Eloy Alonso

 

Resulta que todos los años ocurre igual. Todos los años tenemos el mismo debate:

– Que una mujer se emborrache, se meta en la plaza, incluso que se quite la camiseta, no da derecho a nadie a meterle mano.

+ Pues si no quieren que las toquen, ¿para qué se meten?

– Las mujeres tienen derecho a ir libremente donde les de la gana sin que una manada de cerdos consideren que tienen derecho sobre sus cuerpos.

+ No las veo sufrir mucho.

– Eso da igual. Los hombres no tienen derecho a tocar a las mujeres sin permiso. NADA te da derecho a someter a una desconocida a tocamientos no consentidos. El consentimiento es explícito o no es consentimiento. Sólo “SÍ” significa “SÍ”. ¿Es que véis una teta y no podéis conteneros de tocarla? ¿Qué sois, animales que no pueden controlar sus instintos?

sanfermin5 LV_20140707_LV_FOTOS_D_54411639757-992x558@LaVanguardia-Web

 

Que un porcentaje significativo de la sociedad considere que los actos de una mujer JUSTIFICAN que esta sea agredida sexualmente es el exponente más claro de la cultura de la violación. Llegados a este punto, conviene recordar que menos del 10% de las violaciones son cometidas por un violador desconocido que te pone una navaja en el cuello en un callejón oscuro.  En 7 de cada 10 violaciones, el agresor es pareja o familiar de la víctima y 2 de cada 10 un conocido cercano o amigo. En el 10% de violaciones restantes, también es frecuente que inicialmente fuesen un encuentro sexual deseado en el contexto de una noche de fiesta y ligue, que acabe derivando en abuso sexual.

Vale la pena recordar, una vez más, que las feministas NO consideramos que todos los hombres sean violadores en potencia: lo que criticamos es este sistema que permite que lo sean y les disculpa cuando agreden sexualmente mientras culpan a la víctima con argumentos del tipo “ella se lo buscó, es que iba provocando”. En una sociedad en la que los hombres son seres racionales que pueden controlar sus instintos, no hay motivo para culpar a las víctimas de “provocar” ser agredidas. Las feministas tenemos bastante más respeto por los hombres porque consideramos que son personas racionales y no animales que no pueden controlar sus instintos más básicos. Creemos que los hombres pueden respetarnos como personas, independientemente de los centímetros de piel que vayamos enseñando. Creemos que los hombres, por muy calientes que se pongan, son capaces de saber que NO significa NO, que no pueden ir agrediendo a mujeres a lo loco utilizando como excusa cómo van vestidas. Solo tienen que querer respetarnos como personas y no pretender imponernos sus deseos por encima de nuestra opinión.

La violación es el único crimen en el que argumentar que la tentación de cometerlo era demasiado clara y evidente para resistirla, es tratado como una defensa. Para cualquier otro crimen llamamos a eso una confesión.

Vía: Sara Marina Armas

tonomto

Entradas relacionadas:

¿Son más peligrosos para las mujeres los sanfermines de este año que años anteriores?

Presunta víctima. Presunta agresión. Presunto violador. Presunto periodismo

 

Las feministas no consideramos que todos los hombres son violadores

 

 

¿Tienes algo que comentar?

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 228 suscriptores

Si continúas navegando, entenderé que confirmas el uso de cookies. Más información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close