Día: 5 de febrero de 2014

Los escraches son un derecho, no un delito

1 comentario

Os lo dije en su día y me cayó un buen chorreo en twitter en Facebook, pero como soy más chula que un submarino en la bañera, me autocito: El domicilio es inviolable (mientras pagues la hipoteca) pero la calle es espacio público y es de todos. Así que si no te gusta que vayan a la puerta de tu casa a quejarse de las políticas que se llevan a cabo con tu voto y nos afectan a todos, si no quieres que tus representados, la gente para la que trabajas y que te paga el sueldo vaya a decirte cuatro cosas, o te aguantas y entiendes que va con el cargo, o dimites y fundas un club de petanca, […]