Activismo tóxico

Después de 18 años de activismo político y feminista, presencial y online, constato que en los últimos años está ganando cada vez más presencia un un activismo tóxico y problemático que anula el debate, exige adhesiones inquebrantables a consignas facilonas y no tolera no ya el disenso sino siquiera la duda, no concibe ni el aprendizaje continuo ni la posibilidad de cambiar de opinión a lo largo del tiempo. Un activismo que señala, apunta y dispara. Un activismo que no genera debate y produce conocimiento, sino que apuntala consignas vacías y no permite salirse de ahí. Un activismo que aterroriza más que acoge; en el que no se aprende, solo se repiten cuatro frases. Lo mismo me vale para colectivos animalistas/veganos, que para trans-inclusivos o pro-sex: cuanto más vulnerable se perciba el sujeto político de su movimiento, más agresivos y violentos son sus activistas.

Hace AÑOS ya que algunas venimos alertando de que un activismo en el que las que se incorporan nuevas tienen MIEDO A PREGUNTAR porque temen que eso provoque su marginación, estigmatización o expulsión, es un activismo que está muerto por dentro. No es activismo: es secta.

Hay una relación directa entre la vehemencia con la que manifiestan adhesión a las consignas y la violencia que ejercen contra quien se mueve un milímetro de ellas. Sienten que están luchando por una buena causa, y eso les legitima para apuntar los cañones hacia dentro. A mí personalmente dejaron de acosarme desde forocoches a partir del momento en que empezaron a acosarme desde el propio activismo feminista obsesionado con mantener la pureza en las filas.

Yo en 2015 era regulacionista, leo algunas cosas que escribí entonces y no me representan hoy. Pero claro, yo en 2016 empecé a distanciarme hasta que rompí totalmente. En ese activismo, la evolución ideológica no se concibe: con repetir cuatro consignas vas que chutas.

No os cambio mis dudas ni por la décima parte de vuestras certezas. Especialmente cuando esas certezas las utilizáis como coartada para atacar a mujeres.

Me siento más cómoda en la academia que en el activismo. Al menos la academia aún es medianamente capaz de sostener la ficción de que lo cuestionable son las ideas, no las personas; de que no vale señalar con el dedito, hay que trabajarse las hipótesis, la metodología y el análisis de los datos.

 

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

Únete a otros 5.810 suscriptores

Jessica Fillol

Me llamo Jéssica, nací en el 81 y vivo en Barcelona. He estudiado Marketing y Ciencias Sociales. Meto la pata con frecuencia y no me duele cambiar de opinión. Un poco demasiado feminista según casi todos los hombres que conozco. Me ponen de mal humor los lunes sin café, los que comparten su música del móvil con todo el mundo por no usar unos malditos auriculares, los hombres machistas, las mujeres machistas, la gente que fuma sin preguntar si molesta, y las personas que creen que la ignorancia y la estupidez son cualidades admirables.

Ver todas las entradas de Jessica Fillol →

10 comentario en “Activismo tóxico

  1. Hola. Un vídeo muy interesante, creo que has sido muy sincera. Un detalle técnico, ¿podrías hacer que las cuñas (incisos de vídeos), tengan el mismo volumen? Me pego la oreja al móvil para escucharte con atención y esos gritos o trozos de canciones producen sobresaltos y tardo en captar lo que dices a continuación. Me ha gustado lo que has contado. Con los años he visto que si te inclinas a un lado (política, religión, fútbol, pensamiento, sentimiento…) Automáticamente estás etiquetado y como quieras cambiar eres «apaleado» de tus propias filas. Hace treinta años un amigo me dijo… O estás conmigo o estás contra mi. Esa chorrada de crío, veo que perdura y se acentúa a día de hoy. Gracias por contar tu vivencia.

  2. Hola.
    Siento curiosidad sobre por qué te hiciste abolicionista. No tengo que ver con el mundo de la prostitución, ni he usado sus servicios, pero me pareció correcto que estos trabajadores pretendiesen crear un sindicato y me parece correcto que tengan un marco legal también. Dime, ¿tienes algún vídeo donde expliques el razonamiento que te llevó a ello? (Sin acritud ni mal rollo, es simple curiosidad).
    Un abrazo (con los codos y mascarilla)

    1. Pues aún no lo tengo, pero es una buena idea desarrollarlo.

      En cuanto a los problemas que plantea un sindicato de este tipo, es que legitima a la patronal, y es es proxenetismo. Es falso que no tengan derechos, siempre digo que yo puta no he sido pero autónoma sí y mi actividad tampoco tenía un IAE específico, en cada grupo hay un último punto de “otros” donde quien quiera registrarse como autónoma puede hacerlo sin ningún impedimento y cotizar para su futura pensión.

      Tampoco le encuentro encaje en la ley de prevención de riesgos laborales. En cualquier puesto en el que haya peligro de contacto con fluidos corporales de exigen EPIs como guantes, mascarillas, batas, cuando no otros aún más extremos.

      Por otro lado, la prostitución es la única actividad económica en la que cuanta más experiencia tengas más se devalúa tu caché: a más experiencia, peor cotizada; por no mencionar que la carrera de una mujer que se dedique a la prostitución es casi tan breve como la de un futbolista, pero ganando mucho menos. Cuando yo pedí mi hipoteca hace unos 4 o 5 años, me pidieron la historia laboral entre otras cosas. ¿Qué banco te daría una hipoteca a 25 o 30 años, con una historia laboral en la que figure que te dedicas a la prostitución, sabiendo que cuando te acerques a los 40 vas a tener más dificultades de inserción laboral que un obrero de la Nissan de más de 50?

      No creo que podamos obviar tampoco que las mujeres pobres ven como alternativa mientras los hombres en general la consideran una actividad de ocio.

  3. Hola Jessica,

    Vaya, una enmienda a la totalidad…a todo el feminismo del mundo.

    No tengo que explicar nada y menos a tí. Ni doy carnets de feminismo ni me estresan las corrientes de controversia. Sin embargo, que llames secta al feminismo, doctrina cargada de consignas y vacío de contenido, y prácticamente religión que exige adhesión inquebrantable es directamente una chorrada, y disculpa que emplee una palabra de macho.

    Hay muchas tendencias y existe mogollón de teoría feminista que pugna por abrirse paso, tratar de cohesionar a todas las mujeres para conseguir su liberación, y superar las contradicciones.

    Todas luchamos y somos anónimas en la mayor parte. Pero todas nos esforzamos para lograrlo. No te rindas por favor.

    Un abrazo, hermana.

    1. Ni es una enmienda a la totalidad, ni hablo de todo el feminismo del mundo. No hace falta demasiada capacidad de comprensión lectora para ver que me refiero a una corriente muy concreta, que es la que está generando toxicidad apuntando los cañones hacia dentro y haciendo objetivo de su lucha a las propias mujeres feministas. Vamos, todo lo contrario de lo que has entendido.

  4. Disculpa, soy mema. Ya veo que te refieres al ‘feminism’ que va de la mano con el transactivismo. Y sí, estoy cien por cien de acuerdo contigo.
    En efecto, tengo la comprensión lectora donde ya sabes xD

  5. Yo creo que es algo que ocurre en casi todo el espectro público y político. Cada vez los mensajes son más simplones y populistas. Y eso llega incluso al feminismo. Y cada vez la disensión se tolera menos en todos los ámbitos. Yo lo noto incluso en el campo científico. Hace veinte años tenías a gente que pensaba distinto. Ahora hay una corriente y hala, todos a ella, con lo que eso implica como empobrecimiento en todos los aspectos.

    Por cierto, me encanta tu blog.

Puedes aportar tu opinión (con educación) aquí:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto:

¿Por qué y para qué utilizamos cookies? Como cualquier otro medio o página web, utilizamos cookies para que todo funcione correctamente, desde las estadísticas globales de las noticias hasta la publicidad personalizada. Saber más...

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar